Beneficios del sol en tu piel

Beneficios del sol en tu piel

Descubre como el sol te ayuda a vivir mejor

La luz del sol es imprescindible para todos los seres vivos del planeta, aunque a veces creamos lo contrario. Las plantas, animales y nosotros mismos, nos beneficiamos de las múltiples propiedades que provoca el sol en nuestro organismo. Aunque muchas veces las personas solo tomemos el sol para broncearnos, el sol tiene otros beneficios.

A continuación os contamos 5 cosas buenas que tiene tomar el sol:

1. Mejora el aspecto de tu piel

Los rayos del sol ayudan a prevenir el acné y controlarlo. En casos de problemas de piel como la psoriasis o la pitiriasis, el sol ayuda a combatir la enfermedad. Es muy importante no exponerse mucho tiempo al sol, ya que esto podría causar lesiones graves como quemaduras u otros problemas. Lo ideal es tomar el sol diariamente y siempre con protección.

2. Ayuda tus defensas

El sol aumenta la cantidad de glóbulos blancos de nuestro cuerpo, las células encargas de las defensas y de protegernos contra las infecciones.

3. Es saludable

La vitamina que produce el sol, la D, fortalece nuestro sistema inmunológico previniéndonos de enfermedades. Además, es imprescindible para los huesos y dientes.

4. Combate la somnolencia

Los rayos ultravioleta controlan la producción de la melatonina, la hormona que ayuda a regular los ciclos del sueño. La luz solar reduce los niveles de esta hormona, lo que nos ayuda a sentirnos más despiertos.

5. Mejora el estado de ánimo

Como con la melatonina, la radiación solar promueve la serotonina, una sustancia relacionar con el bienestar que ayuda a regular también el sueño y otras conductas de nuestro estado de ánimo.

Aunque en verano quieras broncearte, recuerda que lo más importante para ti y para tu cuerpo es la salud. Toma el sol entre 5 y 10 minutos diarios, de tres a cinco veces por semana y notarás rápidamente beneficios en tu organismo. Evita exponerte al sol a primera hora de la mañana y a mediodía, ya que es cuando los rayos del sol tienen más fuerza. Y por último, pero no menos importante, recuerda llevar siempre contigo una buena crema protectora. Incluso en días nublados no dudes aplicártela ya que aunque a veces no lo parezca, el sol siempre hace de las suyas.

¡Disfruta del verano!

Deja un comentario

Todos los campos son obligatorios

Nombre:
E-mail: (No publicado)
Comentario:
Tipo de código